• Por tercer año consecutivo Vegamar tiene el mejor vino de la Comunidad Valenciana en el certamen Mundus Vini con el Crianza
  • Oro de Alejandría y el Vegamar Blanco, ambos de la nueva añada, también consiguen sendos oros.

Cinco vinos, cinco oros. Como si fuera un cartel taurino clásico sería el resumen del nuevo éxito de Bodegas Vegamar en el mercado alemán al lograr mejorar los resultados del año anterior, cuando se lograron cuatro oros en Mundus Vini.

       Este certamen abre el circuito de los concursos internacionales con mas de 3.000 vinos catados de todo el mundo y marca tendencias todos los años , de ahí la alegría que supone para Vegamar mejorando los resultados ya de por sí excelentes del año 2021.

       Por si esto fuera poco, es el tercer año consecutivo en que un vino de la bodega de Calles consigue el premio “Por Best of the Show-Valencia” que reconoce al mejor vino catado en el concurso de entre todos los presentados en las cuatro denominaciones de origen de la Comunidad Valenciana.

       Este año ese galardón especial lo lleva el Vegamar Crianza 2019, un vino que aúna la variedad clásica hispana del tempranillo con las francesas de syrah y merlot.

       Los otros cuatro oros fueron para el Dominio de Calles Crianza 2019 y el Vegamar Esencia 2019, que cierran el trío ganador de tintos y que tienen como denominador común repetir oro respecto a la última edición, compartir crianza en barrica y pertenecer a la misma añada, aunque con diferentes coupages que tratan de sintetizar uvas autóctonas y otras internacionales que se han aclimatado perfectamente a las mesetas de los Serranos de Calles, en el Alto Turia..

       La añada de 2021 de Vegamar también llega potente, ya que dos de ellos han logrado sendos oros, dos blancos en este caso y que además son muy diferentes. El Oro de Alejandría está elaborado con moscatel de Alejandría, otra uva autóctona del Alto Turia que con esta elaboración da un vino naturalmente dulce. Si el año pasado ya había sido reconocido con una plata, esta vez sube un escalón más.

       El otro oro “blanco” ha sido para el Vegamar Blanco, todo un clásico en el mercado alemán que se elabora también con moscatel pero que viaja en la botella con el Sauvignon blanc, una variedad internacional que le aporta una distinción extra y lo convierte en una baza ganadora fuera de nuestras fronteras.  

Comparte en tus redes sociales:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.