El Clos de Lôm Garnacha logra su tercera medalla del año en el International Wine and Spirits de Londres

El Tempranillo de Clos de Lôm, también de 2019, logra un bronce

La garnacha de Clos de Lôm está de moda, no hay duda. Es el tercer premio internacional que recibe el Clos de Lôm Garnacha 2019 en lo que va de año. Esta semana ha sido en Londres en el Concurso Internacional de Vinos y Licores, y al inicio del verano fue el Baco de Oro, al que debemos sumar el Bacchus de Plata con el que estrenó el medallero en primavera.

Clos de Lôm consiguió una de las dos platas que se trajeron los vinos de la Comunidad Valenciana. A eso hay que sumar dos bronces también para tintos de la bodega, uno de ellos el Clos de Lôm Tempranillo, también de la cosecha 2019, y que también repite en el medallero internacional porque en primavera se hizo con un Bacchus de Plata.

Este certamen londinense es uno de los más antiguos del mundo, ya que se celebra desde 1969 y cada año consigue congregar a bodegas de casi un centenar de países.

La garnacha de Clos de Lôm, cultivada en la finca del valle dels Alforíns, está logrando situarse entre los mejores vinos de la añada 2019, poniendo de acuerdo a los principales concursos internacionales con selección “a ciegas”. Es un vino joven con gran cuerpo y poderosa nariz.

La garnacha, que es una casta típicamente mediterránea, en los suelos de Fontanars está en su territorio natural dando lo mejor de sí misma. Además, la tendencia internacional es de reivindicación de esta variedad, hace poco más de una década todavía estaba bastante denostada, por lo que la bodega espera todavía más éxitos de ella en lo que queda de año.

Comparte en tus redes sociales:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.