La bodega extremeña presenta un nuevo vino de edición limitada, un Tempranillo 100% procedente de la añada 2019.

Un monovarietal que, tras ser premiado -el pasado año- por la LWC (London Wine Competition) como Mejor Vino Español, este 2022 se posiciona como uno de los favoritos.  

Madrid, enero de 2022.- Fundada en la localidad cacereña de Trujillo (Cáceres), Bodegas Habla continúa apostando por romper con los estándares vinícolas establecidos en la zona. Sus vinos de ‘Alta Costura’- formados por aquellos vinos limitados de colección- no responden a los criterios establecidos por las distintas D.O. (denominaciones de origen), ni a un ensamblaje concreto, ni el número que da su nombre con la añada.

Habla Nº28 es un monovarietal de Tempranillo, el quinto que la bodega lanza al mercado de esta variedad —tras el Nº2, el Nº15, el Nº19 y el Nº22— desde que en 2007 comenzó su serie de ‘Edición Limitada’. Tras una crianza de 13 meses en barrica nueva de roble francés y un año de reposo en botella y procedente de una viticultura absolutamente ecológica, Habla Nº28 se traduce en un Tempranillo 100% elegante en boca, con una finura inigualable –debido a su corta maceración- que supone un antes y un después en la trayectoria de los vinos de ‘Alta Costura’ –edición limitada- de la bodega extremeña.

BÚSQUEDA CONSTANTE DE LA EXCELENCIA

A pesar de tener en contra varios factores, como las altas temperaturas y la escasez de agua, el equipo de enología ha conseguido que la añada 2019 sea una de las más equilibradas –en finura, frescura y aromas- de la historia de la bodega

En palabras del director técnico, Eduardo de José, la bodega se encuentra en un momento óptimo: Estamos en el mejor momento de la historia de los vinos Habla número –Edición limitada- por haber encontrado el equilibrio en cuanto a frescura e intensidad aromática

En cuanto al Tempranillo, -es una variedad precoz, como su nombre indica-, vendimiada en el mes de agosto, el equipo deviticultura consigue que la planta llegue en un estado perfecto a la vendimia, pese a tener en contra factores como las altas temperaturas y la escasez de agua. ¿Cómo lo consiguen? Acelerando el momento de recogida de la uva en búsqueda de una gran expresión y frescura y respetando la maduración adecuada del fruto garantizada por las condiciones de parcela y gestión de cultivo. 

NOTAS DE CATA

A la vista. De corte moderno, brillante y claro, de abundantes tonos carmesí y notables sensaciones glicéricas. En nariz. So­fisticado y complejo. Marcado carácter de fresas y notas dulces de azahar. Con un fondo especiado que nos trae recuerdos de orégano

En boca. Delicada entrada y sedoso en su paso. Un gran equilibrio y frescura que envuelven su largo recorrido. Es persistente en su fi­nal evocando agradables sensaciones de moca

SOBRE BODEGAS HABLA

Se trata de un proyecto que nació en el año 2.000 con la construcción de la bodega en una zona con escasa tradición vitivinícola pero con un gran potencial para la elaboración de grandes vinos gracias a su particular microclima y a las cualidades del terreno (cuenta con suelos de pizarra y arcilla que mantienen una temperatura cinco grados inferior a la de Trujillo). Actualmente, el viñedo alcanza las 200 hectáreas, divididas en 42 parcelas y plantadas con las variedades Tempranillo, Cabernet Franc, Cabernet Sauvignon, Syrah, Malbec, Petit Verdot y Sauvignon Blanc. Uvas con las que se elabora la joya de la bodega, Esencia -se procesa solo con lo mejor de cada una de las variedades tintas-, la colección de vinos de ‘Alta Costura’: Habla ‘Edición Limitada’; el prêt à porter Habla del silencio, los jóvenes Habla la tierra y Gotas de Habla; y los blancos Duende y Habla de ti. 

Además, Habla elabora un aceite monovarietal, Picual 100%, Sol del Silencio, procedentes de los distintos olivares de los que disponemos en una de las mejores zonas de la Dehesa extremeña.

Fuera de Trujillo, en la Bahía de San Juan de Luz, la bodega ha desarrollado una nueva categoría de vinos, el vino submarino. Se trata de Habla del Mar cuya segunda fermentación se elabora a 15 metros de profundidad bajo el mar y envejecer entre 6 y 9 meses. También fuera de Extremadura, en concreto en Francia, Bodegas Habla controla unas exclusivas hectáreas de viñedo. En Côte des Blancs, al sur, se elabora elchampagne Moses, y en la mejor zona de Côte de Provence, frente a la montaña Sainte Victoire, tiene su origen el vino más sensual y glamuroso de las bodegas, Rita. 

Tanto dentro como fuera de nuestras fronteras, Bodegas Habla apuesta por una viticultura ecológica, en la que no se utilizan productos químicos, combinada con las tecnologías más punteras, todo ello bajo la atenta supervisión de los enólogos.

SU ESENCIA

Según cuenta la leyenda, cuando Miguel Ángel terminó de esculpir su Moisés, le pareció tan realista que golpeó con un martillo sobre la rodilla de la escultura y le ordenó: «¡Habla!». Este es el origen de la marca y el nivel de perfección que Bodegas Habla pretende dar a cada uno de sus vinos, con los que busca expresar lo indómito y lo mágico de la naturaleza; y la creatividad y el cariño de quienes la trabajan.

Comparte en tus redes sociales:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.