ICEX-Invest in Spain dedica un millón y medio de euros a atraer proyectos extranjeros con alto componente innovador
Hasta el 12 de marzo está abierto el plazo para presentar solicitudes para la convocatoria 2020 del “Programa de inversiones de empresas extranjeras en actividades de I+D”.

Con una asignación económica total de un millón y medio de euros, el programa pretende fomentar el desarrollo de nuevas actividades de I+D por parte de empresas de capital extranjero que quieran implantarse en España o de aquellas ya implantadas que pretendan iniciar actividades de I+D.

La cuantía máxima de las ayudas es de 200.000 euros por beneficiario. Las actividades objeto de ayuda deberán realizarse antes de 31 de diciembre de 2020 en Canarias, Castilla-La Mancha, Extremadura, Murcia o Galicia, por ser las regiones que se ajustan a los requisitos de la reglamentación comunitaria. Otras comunidades, Andalucía y la Comunidad Valenciana, agotaron ya sus fondos disponibles.

Además de las compañías foráneas, pueden beneficiarse de las ayudas también uniones de empresas en las que al menos una de ellas sea de capital extranjero, sin que sea necesario que esas agrupaciones posean personalidad jurídica.

A efectos de esta convocatoria, se considera empresa de capital extranjero aquella que tenga en su capital una participación de inversión extranjera directa mayor o igual al 10%.

Los dos criterios más valorados a la hora de seleccionar las solicitudes son: el incremento de recursos humanos y tecnológicos dedicados a la I+D (tanto en número de personas como en presupuesto invertido en profesionales) y los efectos (directos, indirectos o inducidos) que el proyecto pueda causar.

Conceptos financiables
La cuantía de la ayuda depende del tamaño de la empresa y de la naturaleza del proyecto, y oscila entre un 25 y un 80%. El caso más favorable sería el de una pequeña empresa que realizara una investigación industrial en la que hubiera una colaboración efectiva con alguna otra empresa, y que además difundiera ampliamente los resultados obtenidos.

Los conceptos abarcan desde los costes de personal o de material hasta los de amortización de edificios y terrenos, pasando por gastos derivados de la adquisición de patentes, así como los ocasionados por servicios como consultoría o los originados por la constitución de la empresa que realizará el proyecto.

Los proyectos pueden ser individuales o de cooperación, y en ambos casos pueden contar con subcontrataciones siempre que se concierte con terceros la ejecución parcial de la actividad objeto de la ayuda y no se supere el 50% del coste total del proyecto.

Las solicitudes se tienen que formalizar a través de la Oficina Virtual de ICEX a la que se puede acceder a través también a través de Invest in Spain.

Desde el comienzo del programa en 2007 hasta la fecha se han realizado más de 200 proyectos, en los que han intervenido más de 2.000 trabajadores cualificados y se ha movilizado una inversión de más de 83 millones de euros.

Comparte en tus redes sociales:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.